viernes, 24 de febrero de 2012

¿Como es nuestra vida erótica? Diversidad sexual 2. La sexualidad en las culturas.




Bienvenidos nuevamente, esta es la segunda entrega del texto sobre diversidad sexual, en este caso vamos a hablar un poco de los diferentes conocimientos que ha recabado la Antropología acerca de la práctica sexual en diferentes culturas.
Como sabrán nosotros pertenecemos a una cultura. Cada sociedad esta organizada bajo los mandatos y las reglas de esa gran cultura, que a su vez incluye sub-culturas. 
La cultura nos sumerge en un mundo simbólico que incluye nuestras tradiciones, las reglas por las cuales nos relacionamos, los valores, el lenguaje, etc. 
Al rededor del mundo y de la historia han existido y existen diferentes culturas. Y estas, han determinado diferentes maneras de ejercer el comercio sexual entre los integrantes de la sociedad.
Hoy en día tu vives en una cultura, tienes contacto con diferentes subculturas, y en los países y sociedades vecinos puedes conocer y sumergirte en mundos completamente paralelos. 
Es verdad que la globalización se ha encargado de ir restándole las diferencias y particularidades al mundo, y la historia se ha encargado de asesinar tradiciones de las cuales hoy siquiera tenemos registro.
Pero mas allá de las igualdades, siguen existiendo las diferencias en la actualidad, y son fundamentales para el funcionamiento de las sociedades, por lo tanto por mas que la globalización empareje las diferencias, las culturas siempre existirán, pues son resultado de la adaptación del hombre al medio, la organización y producción de la sociedad.
Lo cierto, es que tu propia cultura y las culturas que te rodean tienen reglas y tradiciones que dicen lo que es normal o anormal, y lo que es correcto e incorrecto en la sexualidad. Por ello es importante que entiendas la influencia de la cultura, y las reglas de tu propia cultura para poder comprender mejor cual es el lugar que ocupa en ella la sexualidad.
Hace poco me topé con un articulo en una revista de España "Muy interesante", que numeraba una serie de costumbres sexuales, que a nuestros ojos serían absolutamente extrañas, pero que en dichas sociedades es completamente natural.
Por ejemplo: "La iniciación sexual en muchas triubus africanas es precoz. Los Chewas (Zambia) creen que para ser fecundados los adultos deben mantener una intensa actividad erótica en la niñez". "En la tribu nandi de Kenia, se considera a las niñas de 8 años cumplidos maduras para la relación y propiedad de todos". "Los turus de Tanzania aceptan que las esposas tengan amantes siempre que mantengan las apariencias". "Los adolescentes de las islas Trobirnad, en Papúa, disponen de una casa de solteros donde intercambian sus parejas todas las noches". "En el rito matrimonial de los Arandas de Australia central, la novia debe pasar una noche con los parientes del novio antes de acostarse con el". "En Samoa, ver un ombligo resulta excitante, en la isla Célebes, lo mas provocativo es mostrar la rodilla, mientras que en los hotenontes, etnia del sudoeste africano, lo mas ardiente son los genitales de los animales". "Entre los sakalaves de Madagascar no está mal visto ser gay. Lo que parece ridículo es ser heteros estrictos". "En pueblos de nueva guinea los jóvenes se entrenan en relaciones homosexuales". (1)
El ejemplo mas conocido de homosexualidad por ejemplo era el de la Predasteria Griega, donde era natural que jóvenes de alto poder adquisitivo mantengan relaciones sexuales o en Roma donde eran normales las relaciones sexuales entre amo y esclavos o el casamiento entre hombres.

¿Como establecer un criterio de normalidad?

Establecer un criterio de normaliadad ahistorica, y universal es imposible. La medicina ha intentado por diversos medios de calificar conductas sexuales como el fetichismo o la homosexualidad como patológicas o perversas. 
El mismo psicoanálisis se encargo de establecer unas bases sexuales para explicar el "fin ultimo de las pulsiones sexuales" y asegurar que cualquier desvio del mismo era una perversión. 
La teoría psicoanalítica afirmaba, que ese fin ultimo del deseo sexual era la reproducción , y que todas las pulsiones de placer parcial (interpretenlo como placer genital), debían subrogarse al mandato final que era el de la reproducción. 
Alguien anormal, o patológico sería quien se quedo "Fijado" a una etapa de la libido (energía sexual), y no termino el recorrido sano de la sexualidad, o tuvo una resolución atípica del complejo de edipo y se transformó en homosexual (tambien lo ha analizado como formación reactiva de la pulsión).
Durante mucho tiempo, el psicoanálisis reinó como teoría que describía con bases científicas la sexualidad del ser humano y poseía preceptos objetivos y racionales para establecer un criterio de normalidad.
Pero con el tiempo y los descubrimientos actuales de la antropología esas ideas fueron cayendo una a una, solo algunos grupos de latinoamerica y sobre todo en mi país: Argentina, el cual es extremadamente psicoanalista, se siguen sosteniendo esos pensamientos retrogrados. 
La ciencia actual sigue buscando patrones y leyes, para poder establecer un criterio en común. Pero se ha desplegado un poco el eje. Ya no es tan importante lo normal o anormal, o lo patológico. 
Luego de tantas campañas en defensa de los derechos de los homosexuales, transexuales, travestis, y lesbianas. La OMS, ha retirado por ejemplo a la homosexualidad como enfermedad. 
Hoy en día, gracias a los avances de la ciencia, y el conocimiento profundo de las culturas y sociedades, se entienden un poco mejor las cosas.
No se pueden establecer entonces criterios de normalidad o anormalidad universales y ahistoricos. Lo que si va a suceder, es que comportarse en una cultura sexualmente de una manera no acorde con sus costumbres va a ser catalogado como anormal, o extraño.
El único criterio de normalidad o anormalidad sería el criterio que nos da la cultura de nuestra sociedad. Pero tampoco es un criterio objetivo y real, sino que es un criterio para establecer un orden funcional a las cosas.
Por ejemplo en una sociedad donde hay sobrepoblación y poca comida, es probable que se vea como incorrecto mantener relaciones sexuales, y en una sociedad, con mucho trabajo pero pocas personas para trabajar, es probable que se vea como necesario mantener varias relaciones sexuales al dia para tener mas hijos que trabajen. 

¿Que podemos aprender para nuestra sexualidad?

Hoy en día la ciencia puede concebir de una manera mas abierta a la sexualidad. Y la manera en que la disfrutes será siempre correcta, siempre y cuando no lastimes a nadie, ni obligues a otra persona a hacer algo que no quiera. 
Pero tienes que sentirte libre de poder disfrutar sin limites, nadie puede tratarte de enfermo o anormal. Si eres homosexual, travesti, lesbiana, heterosexual, bisexual, quadsexual, si te excitan los pies, las manos, las orejas, o los codos, es tu propia vida sexual y nadie puede arrebatartela o censurartela.
Tienes que ser libre de disfrutarla y ejercerla.
Personalmente me gusta aprender de otras culturas, si lees el Kama Sutra, Taoismo, Tantra, y sobre otras tradiciones. Podrás aprender cosas que podrás incluso aplicar a tu vida sexual y encontrar nuevas maneras de disfrutarla al máximo.
Por otro lado entender mejor tu cultura, y las subculturas que te rodean, te permitirá poder desempeñar tu sexualidad con mas soltura y entendimiento.
Ten la mente abierta!!!:... Saludos!.

Citas bibliográficas:

(1) Revista Muy interesante año 27 numero 316. Web: http://www.muyinteresante.es/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Envia tu comentario o consulta!.